¿Personalización o segmentación? Conoce las diferencias y aplícalas

  • Mayo 26, 2020
  • -
  • 5 min. lectura

Muchos pueden pensar que la personalización y la segmentación son lo mismo, pero no es así. A pesar de ello, ambos conceptos son complementarios y sirven para atraer la atención del consumidor, que cada vez es más exigente y desea recibir ofertas de lo que realmente le interesa.

A medida que la digitalización se va convirtiendo en una parte integral del día a día de las personas, las necesidades también evolucionan más allá de la experiencia anónima y homogénea. En este sentido, la personalización y la segmentación se vuelven claves a la hora de realizar una exitosa gestión de venta.

Saber sobre los clientes es cada vez más importante, ya que conociéndolos en profundidad y anticipándose a las necesidades de ellos se logra la fidelización, siendo la mejor carta de recomendación que puede tener una empresa.

Al conocer el comportamiento de los consumidores podrás mejorar su experiencia de compra y así responder mejor a sus expectativas. Además, para entender a la perfección a los usuarios que compran los productos o servicios hay que esforzarse. Pero para tener toda la información ¿Hay que segmentar o personalizar?

Personalización vs segmentación

Para comenzar hay que saber la diferencia entre ambas. La personalización se basa en lo que las personas nos dicen a través de su comportamiento en línea, mientras que la segmentación se basa en lo que sabemos, o se puede asumir de los individuos.

Esta última representa el proceso de descubrimiento de grupos de individuos con algo en común, tales como la ubicación geográfica, intereses, tiempo de visita, etc.

Por el contrario, la personalización es la segmentación despojado de sus raíces. Se trata de la adaptación de contenido altamente relevante a nivel individual y más personal. A través de esta información las marcas pueden adaptar las experiencias individuales y responder directamente a las necesidades siempre cambiantes de sus clientes, en tiempo real.

Al implementar la personalización, entre otros resultados, se incrementa el grado de satisfacción del cliente, que llega a percibir el producto con un valor añadido y único. Se trata de entregar un producto adaptado a lo que ha demandado el consumidor para fidelizarlo. De esta forma podrá generarse un incremento de ventas, de la tasa de respuestas e interacción y, por supuesto, la generación de notoriedad de la marca.

En este sentido, la personalización vendría siendo como una evolución de la segmentación, una técnica que se realiza en las empresas de hace mucho tiempo con el objetivo de conseguir las metas fijadas.

¡Atrae a los clientes!

Antes, el marketing era un acercamiento masivo hacia el público y las empresas lanzaban su contenido para atraer cliente o captar el interés del consumidor. Sin embargo, hoy en día los clientes requieren de técnicas más sofisticadas para obtener su atención.

Esto ha impulsado la tendencia hacia el marketing personalizado, que consiste en generar contenido a medida. Dependiendo del público objetivo, el contenido puede personalizarse para alentar a más clientes potenciales y convertirlos en reales. 

Asimismo, al capturar a los usuarios se puede obtener más información de ellos, lo que sirve para entregar un mejor servicio y experiencia, dependiendo de sus necesidades. 

Para personalizar de forma efectiva la experiencia del cliente y lograr el crecimiento de tu organización, tenemos los siguientes consejos:

Fomenta que los clientes creen un perfil en tu sitio web

Si tienes un sitio web, uno de los primeros pasos que debes realizar es permitir que tus clientes creen perfiles con el objetivo de monitorear su comportamiento. 

Al darle seguimiento podrás facilitar el proceso de compra, ofrecerles mejores ofertas, brindar una experiencia personalizada y mejorar la experiencia en diferentes canales.

Personalizar los correos electrónicos

Parte de personalizar la experiencia del cliente consiste en hacer que los consumidores sientan que te diriges a ellos directamente. Es fundamental crear una relación con ellos.

Diseña un programa de fidelización

Al diseñar tu programa para personalizar la experiencia del cliente enfoca tu estrategia en la retención.

Los clientes leales tienden a consumir más productos de tu marca, lo que genera más ingresos. Para lograr la fidelización puedes: ofrecer una recompensa por un número determinado de compras, establecer beneficios a los clientes más frecuentes, entre otros.

Recomienda productos relevantes a sus preferencias y necesidades

El objetivo de crear perfiles de los clientes es conseguir información acerca de sus preferencias y necesidades. Esto te ayudará a recomendarles productos que son de su interés, aumentado las posibilidades de compra.

Permite que participen en el proceso de personalización de experiencias 

Los mejor para personalizar la experiencia es escuchando los comentarios. En la mayoría de los casos, las personas abandonan una marca cuando sienten que no son tomados en cuenta. Por ello, una encuesta les mostrará que valoras su opinión. Sin embargo, tienes que aplicar los cambios basados en sus sugerencias. 

Conclusión

Guardar la información recolectada en base a los datos obtenidos te ayudará a crear estrategias específicas e implementarlas en los clientes adecuados, lo que te llevará a aumentar las ventas.