Por qué tu compañía necesita una estrategia de mensajería

  • Mayo 26, 2020
  • -
  • 5 min. lectura

Una estrategia bien pensada puede ayudarte a definir tus acciones o tácticas para lograr tus objetivos. Y es que actualmente hay muchas personas que no creen que esto sea necesario, por lo que te trataremos de explicar las razones para tomar tu estrategia de mensajería con el peso que se merece.

Y es que el hecho de que tu empresa mande mensajes de contacto a sus clientes, ya sea para notificarles algo en especifico como para recordarles otra cosa, si puede considerarse como mensajería, pero en un presente que tiene tantas soluciones y oportunidades tecnológicas, trabajar sin una estrategia es simplemente dejar que la competencia juegue con ventaja y correr el riesgo de perder tiempo y recursos. 

La tecnología en la mensajería

Es extraño que al comenzar a usar la tecnología actual en tus servicios de mensajería, la idea de hacer una estrategia específica para esta área se va desarrollando sola. Y es que al ver todas las opciones que se tienen al tecnologizar tus mensajes, la segmentación de personas está casi lograda.

Antes de hablar sobre omnicanalidad, personalización e incluso Inteligencia Artificial, preguntémonos: ¿Qué se puede lograr con los aspectos más básicos de la mensajería tecnológica? Bueno, primero que nada, se puede lograr diferenciar y catalogar a tus clientes por sus edades, gustos e interacciones con tu compañía, pudiendo comenzar a diferenciar a las personas por target objetivo de cada mensaje. Después, esa misma información, sumada a algunos datos extras -nivel socioeconómico, comuna de residencia, lugar de trabajo, entre otras- hacen evidente que el siguiente paso podría ser la segmentación.

Así, cada paso que uno da en el camino de la evolución de mensajería, lo va dictando el paso anterior. Pero cuidado, que es fácil engolosinarse con estos niveles de efectividad y terminar en este camino sin pensar dos veces qué es lo que realmente quieres conseguir con esta tecnología aplicada a la mensajería. Si estás interesado en este tema, te recomendamos leer nuestro post sobre la importancia de segmentar el mensaje en la comunicación.

3 consejos para que puedas crear tu estrategia de mensajería

1. Segmentar la comunicación 

Ya explicamos un poco este punto más arriba, por lo que no encontramos que sea necesario volver a hacerlo, pero, en caso de que quieras conocer más sobre el tema, te recomendamos leer el link que adjuntamos más arriba sobre la importancia de la segmentación en los mensajes.

2. Un mensaje bien pensado

Una estrategia de mensajería no es muy diferente a las estrategias de negocios que se hacen los otros rubros de la compañía, la diferencia que tienes que tener clara es que cuando hablas de mensajería hablas de contacto con el cliente. De alguna manera, esta será la cara visible de tu compañía para ese cliente en específico, por lo que el primer consejo es que diseñes de la mejor manera tu mensaje.

Muchas empresas se conforman con que el mensaje diga lo necesario, pero descuidan la forma de decirlo, el cómo se ve el mensaje y hasta las palabras que se ocupan en el mismo. Dependiendo del canal que elijas para enviar el mensaje, puedes jugar con su forma, sus colores o a lo menos sus palabras, por lo que si buscas conseguir que el cliente haga cierta acción específica -como pagar una cuenta, por poner un ejemplo- ¿no sería lo mejor un lenguaje familiar y ameno combinado con las causas que puede tener el no pago? No todo el mundo lo hace, pero la mayoría de la gente está más abierta a un mensaje que no lo trata mal, ni lo juzga mientras le habla.

3. Tomar en cuenta al cliente y su contexto

Para terminar, es importante no parecer impersonales ni pasar por alto el contexto. Grandes compañías caen en este problema al intentar con mucho ahínco que los clientes sigan al pie de la letra lo que dicen sus mensajes. Los errores más comunes de este tipo son llenar las bandejas de sus clientes con mensajes repetitivos y poco novedosos, o también enviarlos a altas horas de la noche. Todo esto deja una sensación en el cliente de que está hablando con una compañía robótica y no alguien que realmente se preocupa de que fidelizarlo.

Ahora, después de estos consejos, será mucho más fácil para ti crear tu estrategia. Te recomendamos comenzar por lo básico. Al final, medir tus resultados de sms te harán entender qué puedes mejorar, haciendo mucho más fácil encontrar cómo lograr esas metas. Solo falta que ocupes las herramientas que tengas a mano para hacerlo.

Si tienes dudas sobre la mensajería y contactibilidad, te recomendamos leer nuestro post: Optimiza los procesos de tu empresa con mensajería inteligente, que te ayudará a seguir comprendiendo el alcance que puede tener una estrategia de mensajería.